Murió David Bowie. Esas son palabras que uno nunca quisiera escribir, pero que en este caso eran inevitables debido a la batalla que combatía contra el cáncer.

Pero este no debe ser un adiós, sino un momento para valorar todo su talento superior, el mismo que lo elevó a las estrellas destacando en el firmamento.

Y es que mientras mientras todos querían ser una estrella amarilla, el era una roja. Si todos se volvían una estrella roja, el experimentaba de azul. Y se despidió como estrella negra, literalmente.

Su obra es una invitación a no ocultar, a unir bajo cada carta que representaban sus canciones. Cartas que no todos podían leer de la misma forma.

Lo de Bowie es un trabajo monumental, no encasillable, que invitaba a tener una experiencia individual no replicable. Lo que para mi es Bowie, no es lo mismo que para ti, el resto, todos.

Por eso no le diré adiós. Su legado, la música del Duke, de Ziggy, siempre estará ahí. Pero también estarán las películas en las que participó, cada una experiencia individual.

Ya sea la gran historia de vampiros hambrientos de placeres en The Hunger, la fantasía del Laberinto, la revisión de fe de La Última Tentación de Cristo, la tontera de Zoolander o la magia de The Prestige.

A la larga todos somos polvo estelar, cenizas a las cenizas, pero Bowie siempre estará ahí y eso es lo que tenemos que valorar en algo que no puede ser un adiós, sino una invitación a seguir apreciando cómo su obra seguirá más allá de la frontera final.

Can you hear And I’m floating around my tin can
Far above the Moon
Planet Earth is blue
And there’s nothing I can do

15 pensamientos

  1. ahi te das cuenta que eres mas viejo cuando los grandes idolos se empiezan a ir…
    maldita fragilidad de la vida.

    Rock In Peace Ziggy!

  2. Absolutamente perplejo, encima leí está está noticia camino al trabajo escuchando Black de Pearl Jam, todavía tengo escalofríos, larga vida a Bowie, murió el hombre, continúa la leyenda. Por cierto, excelente su último tema.

  3. Hace poco lanzo un video Lazarus, creo que se estaba despidiendo, es triste cuando leyendas se marchan, voces que incluso han salvado vidas, entregan alegrias en profundas tristezas y forman parte de la banda sonora de las personas, volviendose amigos tuyos sin siquiera conocerlos en persona, eso es la musica, son tus heroes, en el mundo no existe Superman, pero estan los artistas de ROCK, mis heroes, en los personal mis heroes son los artistas de grunge de los 90s y tambien existen esots semidioses como Queen, David Bowie, Led Zepellin ETC.

  4. Recien lanzo su disco y recien tambien cumple años, eso es verdaderamente triste pero a la vez reconfortante. Larga vida David Bowie!!!

Los comentarios están cerrados.