El siempre prolífico Takashi Miike estrenará en abril de 2013 la adaptación de la novela “Wara no Tate”, que ingles será conocida como Straw Shield, presentando la historia de un hombre en la mira de la justicia por el brutal asesinato de la nieta de un hombre poderoso y el cómo el abuelo pone una importante recompensa sobre la mesa, para que cualquiera asesine al sospechoso en cuestión.

El hombre en la mira será interpretado por Tetsuya Fujiwara, de Battle Royal y el live action Death Note, quien se entregará tras la recompensa, pero igual deberá jugar el clásico esquema de enemigo público en persecución, ya que todos quieren cobrar la jugosa oferta por su cabeza. Además, sembrarán dudas en la propia policía, que deberá proteger a un tipo que por ahora está libre, pero quizás es culpable de asesinar salvajemente a una niña pequeña. Y es en esa persecución, que los ciudadanos comunes pueden terminar transformándose en asesinos, sólo por la tentación del sucio y cochino dinero.

Apliquen play a este thriller a continuación, que es amparado por la división japonesa de Warner Bros.

vía Twitch

MAlinks

4 pensamientos

  1. Después de ver las increibles 13 Assassins y Hara-Kiri, nos damos cuenta que Miike ya no es el director freek y desatado de hace 12 años atrás, no creo que volvamos a ver nunca mas tanta originalidad, perversión y pelacable como hace años. En su lugar llego un Miike mas convencional, pero con un dominio del oficio y un ojo para los ambientes como no conozco otro.Pocos apellidos me dan mas confianza actualmente (quizás Haneke) que este loco japones.Ya no tan loco,pero puede que mas malvado.

  2. Muy de acuerdo. Aunque en cierto sentido Miike ahora haga un cine “mas convencional” , aquello no resta merito a sus historias. No creo bajo ningún punto que si un film no es bizarro y perverso como la reconocidísima “Vistor Q” , quiere decir que no sea tan bueno. Una película puede ser excelente sin que necesariamente, tenga elementos tan oscuros y bizarros.

    1. Exactamente, me recuerda a Cronenberg, que habia dejado de lado su “new flesh” para hacer pelis gigantes y chocantes pero de un modo mas normal, pero sin restarle potencia, como lo son “Una historia de violencia” y “Promesas del este”.

Los comentarios están cerrados.