Crank no es de esas películas para puristas de la acción tradicional. Lo suyo es acción desmedida con un excelente ritmo y que cuenta una historia definida en sus latidos necesarios de duración. A mi me entretuvo Crank, disfrute mucho más que cualquiera de las dos entregas de “El Transportador”. De hecho, el final de la primera película me tiene intrigado en una sola cosa: ¿Cómo demonios puede seguir latiendo el corazón de Chev Chelios?. La pregunta a la esta interrogante se revelará en Crank 2: High Voltage que se estrenará en Abril del próximo año.

A las tareas de dirección vuelve la dupla de Mark Neveldine y Brian Taylor, quienes se encargaron de la primera película y tienen entre manos la interesante Game y la adaptación comiquera de Jonah Hex. Aunque la foto no es muy llamativa, la idea de la historia me tiene bastante prendado. En esta ocasión, Chelios ocupará cualquier aparato eléctrico para darse choques de electricidad y reanimar su corazón mecánico mientras intenta recuperar su verdadero e indestructible corazón, robado por un mafioso chino. El trailer fue presentado durante la Comic Con, ojalá lo suelten luego. Por mientras, una foto de la película desde /Film

5 pensamientos

  1. jajajaja, coño de pana que crank es una de mis peliculas de accion favoritas, y oye, pues si mientras tenga un guion “comprensible” (algo imposible) seria de pinga ver la secuela, con tal que no sea un transporter cualquiera

  2. me cae bien este hueon, aunque lo mejor q le he visto es en “snatch”, pero las otras son entretenidas tambien.

Los comentarios están cerrados.